martes, 12 de mayo de 2015

Va de Cómics: justicieros, fantasmas y dioses

Todavía soy una neófita en el mundo de los cómics, me queda un largo recorrido por delante, pero ya me ha quedado claro que mi nueva afición ha venido para quedarse.
Hoy os vengo a hablar de tres novelas gráficas muy diferentes entre ellas. Una es asombrosa en todos sus aspectos, otra es bastante entretenida y la última tiene un apartado visual apabullante. ¿Empezamos?



Watchmen - Alan Moore y Dave Gibbons

No sé ni por dónde empezaros a hablar de Watchmen. No es otra historia de superhéroes. Es mucho más complicado que eso. Nos habla de una época de la historia de Estados Unidos, tiene varias historias entrelazadas y hasta el cómic que lee un chico en un kiosco es importante en la historia. Watchmen es todo un mundo.
Hace muchos años empezaron a surgir los primeros Vigilantes, gente que se ponía una máscara y se dedicaba a combatir el crimen. Por un tiempo todo fue perfecto, la gente los adoraba, los robos, asesinatos y secuestros bajaron y todo el mundo se sentía más seguro. Sin embargo, las cosas no tardaron a empezar a descontrolarse y empezaron a surgir preguntas, ¿quién vigila a los Vigilantes? Alguien que tiene tanto poder y autoridad es peligroso. La sociedad no tardo en ponerse en contra de ellos, en desconfiar, en querer eliminarlos, hasta que finalmente se creó una ley prohibiéndolos. Algunos de ellos colgaron el traje y se resignaron a ser olvidados, otros se quitaron la máscara públicamente convirtiéndose en verdaderos símbolos de patriotismo y otros pocos no aceptaron que se les prohibieran y todavía siguen combatiendo el crimen entre las sombras.
Entre estos últimos tenemos a Roscharch, uno de los pocos justicieros que sigue en activo. Roscharch es un personaje totalmente alucinante. Es oscuro, está un poco pirado, vamos a hacer sinceros, y siente que su deber contra el crimen es una obligación. Para él no existen los grises, o eres bueno o malo y si has roto las leyes entonces te mereces un castigo... brutal, en la mayoría de los casos. Cuando se entera de la muerte de un antiguo compañero y un justiciero como él llamado El Comediante, empieza a reunir a su antiguo grupo convencido de que hay una conspiración para eliminar a los pocos Vigilantes que aún viven. Ahí empieza Watchmen, pero entre medias de un capítulo y el siguiente viajamos atrás en el tiempo y en forma de artículo de periódico o de diario, nos cuentan el pasado de cada uno de los justicieros. Conocemos al primer grupo de Vigilantes y somos testigos de la creación del verdadero superhéroe de esta historia, el increíble Dr. Manhattan.
Watchmen es una historia compleja que encierra varias tramas y muchos personajes. De estos últimos, destacaría a tres, a Roscharch (por si acaso no ha quedado claro, todo mi amor es para él), al Comediante, que aunque muere en la primera escena, en realidad su presencia es como una sombra a lo largo de toda la historia, y al Dr. Manhattan, resultado de un experimento nuclear que salió mal y que lo ha convertido en una especie de dios en la tierra. Los tres son unos personajes excelentes y a pesar de ser parte de un cómic sobre superhéroes, también son muy humanos.
Watchmen es una novela gráfica imprescindible que debería ser obligación leer. Junto con Sandman y Persépolis se ha colado entre mis cómics favoritos.



El fantasma de Anya - Vera Brosgol

De una novela gráfica más compleja, vamos a otra más simple. El fantasma de Anya es puro entretenimiento, por lo que si queréis comenzar a leer cómics y no queréis complicaros mucho la vida, puede que esta sea una buena opción.
La historia tira más bien hacia lo juvenil, ya que su protagonista, Anya, está en el instituto. La trama empieza cuando un día de camino a la escuela cae en un agujero en medio de un parque. Además del miedo que siente por si nadie la encuentra, también tiene que preocuparse por el esqueleto que está allí con ella y del fantasma que está ligado a él. Cuando por fin sale del agujero, ve que sin querer también se ha llevado un hueso con ella y ahora el fantasma la persigue a todas partes. Por lo que además de tener que lidiar con los típicos problemas de una adolescente, también tiene que encargarse de su compañera sobrenatural.
La historia es sencillita, no tiene mucho más. En algunas reseñas de Goodreads lo comparaban con Persépolis y, no, no flipemos. La única semejanza que tienen las dos es que Anya es una inmigrante rusa y tiene muchos conflictos con su verdadero origen, igual que le pasa a la protagonista de Persépolis, pero ya está. La historia de Anya no es ni la mitad de dramática, ni de dura como es la de Marjane Satrapi.
La verdad es que El fantasma de Anya me estaba gustando bastante hasta el final. No me ha convencido nada la manera de resolver el conflicto central. Es simple y muy infantil. Es como en esas películas en las que el héroe suelta un discurso lacrimógeno al malo malísimo que le hace darse cuenta de que está equivocado y que ha hecho las cosas mal, y lo siento, pero no cuadra. Supongo que ese es otro factor en el que se nota que El fantasma de Anya está más orientado hacia un público más joven.
No va a ser la novela gráfica de mi vida, pero por lo menos he pasado un rato entretenido leyéndola. Además el dibujo está bastante conseguido. Todas las viñetas están hechas en los tonos grises que veis en las fotos, y a mí por lo menos, me gustan bastante.



The Wicked + The Divine - Kieron Gillen y Jamie McKelvie

Si no me equivoco The Wicked + The Divine no ha sido traducido al español. Solo se ha comercializado el primer tomo recopilatorio que contiene los cinco primeros números de la historia, aunque en julio se pondrá a la venta el segundo.
Este cómic tiene unas ilustraciones alucinantes, los colores, los detalles, cada viñeta está tratada con mucho mimo. Son los mejores dibujos con los que me he encontrado en mi corta vida como lectora de cómics. Lamentablemente, para mí la historia no ha estado a la altura de su apartado gráfico. Quiero pensar que al tratarse de los primeros números no les ha dado tiempo de exprimir al cien por cien la buena historia que tienen entre manos. Ya veremos si en los siguientes tomos el nivel aumenta, porque potencial tienen... y mucho.
En The Wicked + The Divine nos cuentan la historia de doce dioses que cada noventa años vuelven a la tierra en su forma humana. En el 2014 todos regresan en forma de ídolos del pop. Serán adorados, amados, odiados y para cuando se cumplan dos años de vida en la tierra, tendrán que morir.
La historia es interesante, recuerda un poco a American Gods de Neil Gaiman, además de tener mucha mitología y cultura pop entre sus páginas. Sin embargo los personajes me han fallado muchísimo. Casi todos los dioses que aparecen en este primer volumen me han parecido de cartón piedra, salvaría de la quema a Lucy, que encarna a Lucifer, pero todos los demás o me han dejado muy confusa o me han producido mucha indiferencia. Además tampoco he entendido del todo a la protagonista, Laura, una groupie que persigue a los dioses a donde quiera que vayan y que quiere ser como ellos. No he logrado entender del todo sus motivaciones, pero espero que tanto ella como los demás vayan cogiendo más personalidad a medida que avance la trama.

12 comentarios:

Bambú dijo...

Hola!! Yo también soy neófita en esto de los cómics y las novelas gráficas y, lo malo, es que me está gustando y también quiero quedarme en este mundillo y es que además del manga y los libros, ahora también me aficiono a esto, no puede ser XD.

Watchmen es uno de los cómics que más me llaman desde que vi la película, me gustaría leerlo.

Besos

Tatty dijo...

Las novelas gráficas no son lo mío, aunque de Watchmen he visto la película
Besos

Marilú CuEnTaLiBrOs dijo...

Yo sí que soy un neófita, que conozco los cómics que nos traes peor ni uno he leído, además hacer reseña me parece complicado, así que de un golpe tres ¡qué máquina!
Besos
PD: Me gusta tu nuevo avatar

Tabuyo dijo...

No me van nada los comics así que lo dejo pasar.

Un besote.

Kitty Litter dijo...

Ya te digo yo que The Wicked va a mejor, es una historia a la que hay que darle tiempo :P me tiene enganchadisima y el duo McKelvie y Gillen siempre es garantia de calidad, sus Jovenes Vengadores son divertidísimos y no tienes que saber nada del universo de Marvel para pasar un buen rato leyéndolos ^^
Si estás empezando con esto te recomiendo Deadly Class, The Umbrella Academy y Lumberjanes, son de mis favoritos, y si tienes ganas de retos, Pretty Deadly es una maravilla, si la historia no te convence seguro que el dibujo y el color si :P
Y ya me callo que me emociono hablando de comics jajaja
Un saludo <3

Magrat Ajostiernos dijo...

Llevo tiempo oyendo hablar de The Wicked + The Divine y cada vez me llama más, sobretodo visualmente… pero es que ha sido leer "American gods" y me ha saltado el piloto automático, ¡Ahora tengo que hacerme con él! XDDD

Watchmen es una OBRA MAESTRA. ¿Ya has leído V de Vendetta? Pues otra. Y también te recomiendo Promethea, del mismo autor, que no sé porqué es más desconocida y también es una joyita… :)

Veo que coincidimos un montón en gustos comiqueros, me encanta :D

Tizire dijo...

Me ha encantado tu entrada y me alegra que los cómics hayan llegado a tu vida para quedarse. De los que mencionas he leído Watchmen hace muchos años y me suena El fantasma de Anya, que lo leeré a pesar de los peros que le pones. El último que enseñas no me llama tanto, pero puede que le haga hueco cuando termine con los otros que tengo en la estantería.
Si no los has leído, hazle hueco a Maus y a Contrato con Dios, son de mis cómics favoritos. 1beso!

Hache C. dijo...

Que pasada The Wicked + The Divine, tiene unas ilustraciones muy chulas, me encantan los colores saturados!

Carla dijo...

Marilú, jajaja gracias ;) De los tres, el que más te recomiendo es Watchmen, creo que te va a gustar.

Kitty Litter, muchas gracias por las recomendaciones. No tenía ni idea de la existencia de los Jóvenes Vengadores, pero ya está más que apuntado. A Deadly Class y Lumberjans ya les tenía echado el ojo. Pretty Deadly lo vi en la biblioteca, la próxima vez que vaya me lo llevo.

Magrat, no, todavía no he leído V de Vendetta y me muero de ganas por hacerlo, pero no lo encuentro en ninguna librería y aunque lo podría sacar de la biblioteca, sé que me va a encantar y quiero tener una copia para mí. No conocía Promethea, pero me lo apunto. Al final me veo leyendo todo lo que haya escrito Alan Moore.
A mí también me encanta que coincidamos :)

Tizire, Maus caerá muy pronto. He leído Blankets y Persépolis y visto lo visto parece que me encantan las historias autobiográficas. A ver si para el próximo mes me hago con él.

Eva Lectora dijo...

¡Hola!
Buena entrada. Me gusta mucho tu blog ^^
Ya te sigo, y te dejo mi blog para que te pases. Nos leemos ^^
http://elrincondefantasiaypapel.blogspot.com.es/

Carlos dijo...

Yo vi la película de Watchmen y me sorprendió gratamente, los superhéroes eran muy humanos en el sentido de tener debilidades y sentimientos, iba mucho más allá de el típico Superman o Thor, que son completamente predecibles.

También me he aficionado recientemente a las novelas gráficas o cómics (son lo mismo?), aunque la verdad es que las otras dos que comentas no me atraen en principio demasiado.

Maus lo leí hace algún tiempo, muy buena y muy dura, sobre todo porque la historia le toca muy de cerca al autor.

Y ahora estoy con El Escultor, de Scott McCloud, que por el momento me gusta mucho.

Carla dijo...

Carlos, Maus caerá para el próximo mes ya lo tengo decidido.
A El Escultor le tengo muchas ganas, he oído maravillas sobre él. Estoy esperando a que lo traigan a mi biblioteca.
Si te gustó la película de Watchmen, el cómic también lo va a hacer. Es una buena adaptación, aunque en algunas cosillas del final son un poco diferentes.

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...